Efectos secundarios de dejar de fumar

Like comments off

Efectos secundarios de dejar de fumar

Puede que parezca una broma, pero dejar de fumar también tiene sus efectos secundarios. Dejar el cigarrillo nos aporta muchos beneficios tanto a nosotros como a quienes nos rodean. El cambio más obvio se notará en los dientes y la piel, que adquirirán colores más naturales y brillantes. Nuestro aliento y ropa ya no tendrá olor a humo, por lo cual nuestros familiares ya podrán estar más cómodamente cerca de nosotros. Es importante saber que dejar de fumar requiere que completemos ciertos desafíos, pero también debemos conocer los efectos secundarios de dejar de fumar.

Los efectos secundarios de dejar de fumar

Las dos primeras semanas suelen ser las más difíciles del proceso, y además los primeros síntomas empiezan a notarse aproximadamente 48 horas luego de haber dejado el cigarrillo. Todos los síntomas ya habrá desparecido por completo a las 12 semanas.

Dejar de fumar tiene dos tipos de impacto sobre la salud de nuestro cuerpo. Por un lado tendremos síntomas psicológicos y por otro lado síntomas físicos. Entre los efectos psicológicos secundarios inmediatos encontraremos irritabilidad, ansiedad y como cabe esperarse también un deseo intenso de fumar. Posteriormente es posible sufrir incluso de una depresión intensa, como si se hubiera perdido algo importante o que formaba parte de nuestra vida. A nivel de psicológico también puede haber cambios en el humor de la persona, es posible experimentar insomnio y también confusión.

A nivel físico, suelen darse calambres intestinales, también estreñimiento, casos de náuseas y dolores de cabeza. Es posible además sufrir alteraciones respiratorias, incluyendo resfriados, pero todo esto se debe a que nuestros pulmones finalmente están comenzando a curar.

Algunos exfumadores dicen haber aumento un poco de peso luego de haber dejado el cigarrillo, aunque no le ha ocurrido a todo el mundo. Si se desea mantener el peso corporal corriente, es ideal comenzar a hacer más ejercicio o bien planificar una dieta con un nutrisionista.

El conocer los efectos secundarios de dejar de fumar es sumamente importante para poder afrontar el proceso, así sabremos qué es lo que nos ocurre y por qué nos está ocurriendo. La mayoría de los síntomas se deben a los distintos medios utilizados por nuestro cuerpo para desintoxicarse.

Al cabo de unas pocas semanas (12 en los casos más largos) los síntomas ya habrán desaparecido por completo y notaremos que estamos más saludables que nunca. El único y verdadero efecto secundario a largo plazo de dejar de fumar es uno positivo: una notable mejora en nuestra salud.


Artículos relacionados