Como reemplazar la leche materna

   10/02/2013    Comentarios desactivados en Como reemplazar la leche materna

El como reemplazar la leche materna se ha convertido en un tema de importancia en las últimas décadas.

Aquí le contaremos sobre la alternativa del preparado para lactantes o formula infantil.

La composición de la fórmula infantil está diseñada para basarse en la leche de una madre humana de uno a tres meses después del parto, aunque hay diferencias significativas en el contenido de nutrientes.

¿Como reemplazar la leche materna y con qué?

El preparado para lactantes es un alimento elaborado para la alimentación de los bebés menores de 12 meses de edad.

Por lo general es preparado para biberón a partir de polvo (mezclado con agua) o líquido (con o sin agua adicional).

Pretende simular la leche materna y es aceptado debido a su idoneidad como sustituto de la leche humana.

Las fórmulas infantiles más comúnmente contienen proteína de suero de leche de vaca y caseína como fuente de proteínas, una mezcla de aceites vegetales como fuente de grasa, lactosa como fuente de carbohidratos, una mezcla de vitaminas y minerales, y otros ingredientes, dependiendo del fabricante.

Las fórmulas infantiles también vienen en una variedad de tipos:

Las fórmulas de soya a base de proteínas se utilizan con frecuencia para los niños alérgicos a la leche de vaca.

Fórmulas parcialmente hidrolizadas se comercializan como de digestibilidad mejorada.

Fórmulas extensamente hidrolizadas son consideradas como “hipoalergénicas”.

Fórmulas basadas en aminoácidos son más caras, pero se reportan menos propensas a causar reacciones alérgicas.

Como reemplazar la leche materna sin descuidar la nutricion

Además de la leche materna, la fórmula infantil es el único producto que la comunidad médica considera nutricionalmente aceptable para los infantes menores de un año (a diferencia de la leche de vaca, por ejemplo).

Aunque la leche de vaca es la base de casi todos los preparados para lactantes, es inadecuada para los niños debido a su contenido.

Los carbohidratos son una fuente importante de energía para los niños en crecimiento, ya que representan el 35 y el 42% de su consumo diario de energía.

En formulas para lactantes la lactosa es la principal fuente de hidratos de carbono presente, pero la lactosa no está presente en formulas especializadas para los niños con sensibilidad a las proteínas de la leche.

Tampoco está presente en fórmulas a base de soja. Por lo tanto, las fórmulas sin lactosa utilizan otras fuentes de carbohidratos.

Los nucleótidos son compuestos que se encuentran naturalmente en la leche materna humana. Están involucrados en importantes procesos metabólicos, y tampoco deben estar ausentes en los preparados para lactantes.

Los fabricantes y funcionarios de salud recomiendan acerca de la importancia de medir con precisión los concentrados para alcanzar la concentración deseada del producto, de lo contrario, el niño sufrirá desnutrición.

Es conveniente que todo el equipo que entre en contacto con la fórmula infantil debe ser limpiado y esterilizado antes de cada uso.

La refrigeración adecuada es esencial para cualquier fórmula infantil que se prepara con antelación.

Esperamos haber evacuado sus dudas acerca de como reemplazar la leche materna.